SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.79 número1Sistemas de información geográfica y análisis espaciales: un método combinado para realizar estudios panbiogeográficos índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Artículo

Indicadores

Links relacionados

  • No hay artículos similaresSimilares en SciELO

Compartir


Revista mexicana de biodiversidad

versión impresa ISSN 2007-8706

Rev. Mex. Biodiv. vol.79 no.1 México jun. 2008

 

Reseña

 

Ants of North America: a guide to the genera

 

Miguel Vásquez–Bolaños*

 

Fisher, B. L. y S. P. Cover. 2007. Univesity of California Press, California. 208 p.

 

Entomología, Centro de Estudios en Zoología, Centro Universitario de Ciencias Biológicas y Agropecuarias, Universidad de Guadalajara, Apartado postal 234, 45100 Zapopan, Jalisco, México.

 

* Correspondencia:
vbm33452@cucba.udg.mx

 

Recibido: 15 enero 2008
Aceptado: 01 febrero 2008

 

Este libro contiene una compilación de trabajos mirmecológicos realizados en Norteamérica, con una trayectoria de más de 55 años a partir de la obra clásica de W. S. Creigton (1950) The ants of North America. Está dedicado a Barry Bol ton un reconocido mirmecólogo inglés. El formato es de bolsillo con la finalidad de ser útil en campo; mide 11.5 por 18.5 cm y sólo uno de grosor. Los autores son dos destacados mirmecólogos norteamericanos: Brian L. Fisher, curador asociado de la Academia de Ciencias de California en San Francisco y profesor asistente adjunto de la Universidad de California en Berkeley, y Stefan P. Cover, asistente curatorial del Departamento de Entomología en el Museo de Zoología Comparada de la Universidad de Harvard. El libro cuenta con 250 ilustraciones en blanco y negro elaboradas por Ginny Kirsch y Jennifer Kane y 180 imágenes a color, por April Nobile; está editado por la Universidad de California y tiene un total de 208 páginas.

En la primera parte se presenta una clave que incluye 71 géneros de hormigas de Norteamérica basada en la casta obrera, acompañada de ilustraciones en blanco y negro. La segunda parte corresponde a la descripción taxonómica; comienza por las subfamilias, que son 10, de las cuales se proporcionan datos sobre su distribución, número de géneros, de especies y hábitos; continúa con los géneros, de los que se da el nombre y la subfamilia a la que pertenece cada uno y se indica si es introducido, el número de especies que hay en Norteamérica, la región biogeográfica en la que se encuentra (que para todos es neártica), una diagnosis y datos de su distribución y biología. Cada una de las fichas para los géneros (en algunos casos es mayor a una página) cuenta, al menos, con 2 fotografías de buena definición y con barra de escala, mostrando vista dorsal de la cabeza y vista lateral del cuerpo. Para algunos géneros se mencionan los subgéneros o grupos de especies con que éste cuenta.

Al final del libro se incluyen 2 listados; uno para los 71 géneros de hormigas de Norteamérica, agrupados en 10 subfamilias, y otro con las especies de hormigas del norte de México: 761 especies pertenecientes a 73 géneros y 10 subfamilias. También se proporciona un glosario con los términos usuales más importantes para la determinación de hormigas.

En el apartado de referencias, aparecen primero aquellas que particularmente tratan sobre algún género y que pueden ser útiles para la determinación de las especies en la región norteamericana. Después están las referencias generales con trabajos taxonómicos, ecológicos o de otra índole.

El costo de este útil y práctico libro es de US$ 34.95, si se ordena directamente en la editorial de la Universidad de California y de US$ 27.40, en la página de internet de Amazon, más gastos de envío en ambos casos. Es una obra imprescindible para los mirmecólogos de toda América del Norte, incluido México.

¿Cuándo aparecerá una obra similar para México? ¿Cuánto tiempo llevará a los mirmecólogos mexicanos realizar un inventario de hormigas, al menos de los géneros? La cantidad total de especies que este libro maneja para Estados Unidos (más de 900) es ligeramente mayor a la que aparece para el norte de México (761). Es obvio que una vez que se realice suficiente trabajo y al considerarse la zona de transición entre las regiones biogeográficas neártica y neotropical, y el (diverso) sureste mexicano, la mirmecofauna mexicana resultará más diversa que la norteamericana. Mientras tanto, nos limitaremos a estimar la megadiversidad mirmecofaunística mexicana apoyados en los trabajos de nuestros vecinos del norte y del sur.