SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.21 número42Una mirada personal a los comcaac, la riqueza de su vida y su cultura índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • No hay artículos similaresSimilares en SciELO

Compartir


Estudios sociales (Hermosillo, Son.)

versión impresa ISSN 0188-4557

Estud. soc vol.21 no.42 México jul./dic. 2013

 

Reseñas

 

Oportunidades y su impacto en la pobreza

 

Oportunidades and its impact on poverty

 

José Ángel Valenzuela García*

 

Joaquín Bracamontes Nevares y Mario Camberas Castro (2012) Las transferencias monetarias de Oportunidades y su impacto en la pobreza de México. México, Clave editorial, CIAD, AM Editores.

 

* Departamento de Economía, Universidad de Sonora Dirección para correspondencia: jvzla@pitic.uson.mx

 

Fecha de recepción: febrero de 2013
Fecha de aceptación: marzo de 2013

 

A mediados del siglo XIX, el conocido economista inglés, John Stuart Mill, se declaraba partidario de las llamadas leyes de pobres: "proponiendo alcanzar tres objetivos asociados a la pobreza y la distribución del ingreso: ayuda al indigente, provisión de la clase adecuada de incentivos para el trabajo de los desempleados que estuvieran sanos y utilización de la política gubernamental como vehículo para la distribución del ingreso"1

Los antecedentes de este tipo de ideas de índole económico y social, se remontan a "alrededor del año 1600, tiempo en el cual en Inglaterra comenzaron a hacerse intentos por aliviar, mediante legislaciones, la precaria situación económica de los grupos con menores ingresos".2 Con el correr del tiempo, en pleno auge de la primera revolución industrial, la doctrina malthusiana sería utilizada para combatir las mencionadas leyes de pobres, oponiéndose a "la caridad privada o pública" como forma de enfrentar el problema de la pobreza.

Me remití a lo anterior, con el único propósito de destacar que la pobreza ha constituido históricamente una preocupación; evidentemente por razones diferentes de académicos, gobiernos y, sobre todo, una preocupación cotidiana de los mismos pobres. En cuanto elemento estructural y funcional del capitalismo, la pobreza, al igual que el desempleo, es, en cierta medida, como diría el autor de El capital: "un producto y una condición del régimen de acumulación capitalista".

El libro, Las transferencias monetarias de Oportunidades y su impacto en la pobreza de México (2012) de Joaquín Bracamontes y Mario Camberos, reconocidos investigadores sobre el tema, forma parte de esa larga historia de múltiples interpretaciones para comprender, explicar y proponer formas para reducir a su mínimo nivel el número de hogares viviendo en condiciones de pobreza.

La riqueza conceptual, técnica y metodológica que acompaña los estudios sobre la pobreza da cuenta del intenso debate que existe sobre el tema, tanto en lo que corresponde a su definición como a las formas más apropiadas para su medición cuantitativa. Ejemplo de ello lo constituyen el uso en la literatura de conceptos y términos como "pobres y pobres extremos" "pobres e indigentes" "pobreza absoluta y pobreza relativa" "pobreza alimentaria" "pobreza de capacidades" etcétera.

"La percepción de la pobreza -señalan los autores- ha evolucionado en el tiempo; significa que los intentos por precisar su definición no son nada recientes. Una revisión somera da cuenta inicialmente de, al menos, tres enfoques diferentes, a partir de los cuales se establece una perspectiva sobre el estudio de la pobreza como una cuestión distinta a la desigualdad en la distribución del ingreso: el enfoque biológico, necesidades y privación relativa" (p. 38). A la par de este tipo de enfoques sobre la pobreza se añaden dos "enfoques actuales". El enfoque monetario de la pobreza y el enfoque de las capacidades. El primero es "el más utilizado en los países de América Latina para la identificación y medición de la pobreza" (p. 47).

Para los autores, "la definición básica de pobreza, que permite identificar directamente a los pobres, es la que considera la carencia de satisfactores que garanticen la reproducción biológica y social del individuo: mínimos requerimientos nutricionales, determinados por organismos especializados..." (p. 52). Sin embargo, existen formas indirectas de identificar a los pobres mediante el método de Necesidades Básicas Insatisfechas (vivienda, agua potable, salud, etcétera) y el método de Líneas de Pobreza, que "ha sido más utilizado en América Latina y es el que se aplica en este trabajo"... "por considerar que es la manera más sencilla y transparente de medir la pobreza. ya que así solo hay que determinar qué ingreso corriente es necesario para satisfacer los requerimientos fundamentales del hogar o individuo" (p. 53, 59).

Los autores adoptan en su investigación las tres líneas de pobreza diseñadas por el Comité Técnico para la Medición de la Pobreza en México: Línea de Pobreza Alimentaria, Línea de Pobreza de Capacidades y Línea de Pobreza de Patrimonio. Se trata de un meticuloso estudio de tipo comparativo con información y análisis de los años 2002 y 2006. Utilizaron las líneas de pobreza calculadas por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Co-neval), lo cual permite aplicar la técnica de "micro-simulación estática (utilizando el paquete estadístico DAD) con el objetivo de captar el efecto de las transferencias del programa Oportunidades en la reducción de los niveles de pobreza" (p. 69), alimentaria, de capacidades y patrimonial por regiones, entidades federativas y por zonas urbanas y rurales.

Una vez hechas las definiciones teóricas y metodológicas pertinentes, los autores proceden, a través de la micro-simulación, a trabajar en torno al objetivo general planteado al inicio del libro: "conocer la situación de la pobreza en México, con el propósito de identificar si las transferencias de ingresos del programa Oportunidades a las familias pobres coadyuvan de manera significativa al combate de la pobreza, por ello: 1) se estiman los niveles de pobreza, 2) se evalúa el programa y 3) se estima si las transferencias monetarias mensuales son las requeridas para el combate efectivo de la pobreza en México" (p. 18).

Es en el quinto de los siete capítulos de la obra, titulado Panorama de la incidencia de pobreza y el impacto (del programa Oportunidades en México, las regiones, los estados y por estrato urbano/rural2002-2006en el cual se exponen los resultados de la investigación. Para ello se utilizan diez y nueve cuadros que resumen el meticuloso trabajo de investigación social y económica.

Los resultados de la investigación constituyen una aportación para alcanzar un mejor entendimiento de las características de pobreza en nuestro país. Resulta por ello recomendable que el lector interesado en el tema revise con detalle el material estadístico, haga su propia interpretación y extraiga sus propias conclusiones. Sin embargo, conviene destacar, junto con los autores, que: "la política social actual de combate a la pobreza ha tenido un impacto positivo, pues la incidencia de pobreza es menor después de que se aplicara el programa Oportunidades. No obstante, el impacto del programa es muy reducido, pues a nivel nacional la pobreza alimentaria disminuyó en apenas 2.09%, las familias en pobreza de capacidades se redujeron en 1.27% y los hogares en pobreza patrimonial solo 0.46 % en el periodo 2002-2006" (p. 147). Volviendo al principio de estos comentarios, cabe añadir que los autores del libro, históricamente, se ubican en la visión de la pobreza que caracterizaba a Stuart Mill, quien consideraba que: "la pobreza tiene efectos externos sobre la comunidad más amplia y, por tanto, debe resolverse mediante la política pública más que por medio de la caridad privada".3

En resumen, Las transferencias monetarias de Oportunidades y su impacto en la pobreza de México de Joaquín Bracamontes y Mario Camberos constituye una obra bien estructurada, con una exposición clara, lo cual se traduce en una valiosa aportación para nutrir en el tema a otros investigadores dentro del área de las ciencias sociales y también a aquellos que desde el sector público pudieran tener algún interés en el análisis sobre la aplicación de las políticas públicas y de gasto social.

 

Notas

1 R. Ekelund y R. Hébert (2005) Historia de la teoría económica y de su método. México, Mc-Graw Hill, 227 pp.         [ Links ]

2 H. Landreth y D. C. Colander (1998) Historia del pensamiento económico. México, CECSA, pp. 102.         [ Links ]

3 R. Ekelund y R. Hébert (2005) Historia de la teoría económica y de su método. México, McGraw Hill, p. 228.         [ Links ]

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons