SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.20 número41Una aproximación al concepto de recuperación de información en el marco de la ciencia de la documentación índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • No hay artículos similaresSimilares en SciELO

Compartir


Investigación bibliotecológica

versión On-line ISSN 2448-8321versión impresa ISSN 0187-358X

Investig. bibl vol.20 no.41 México jul./dic. 2006

 

Comentario

 

Trascendencia del paradigma cuantitativo en la investigación bibliotecológica y de la información

 

Cada vez es menos visible la línea divisoria que separa a las ciencias sociales de las ciencias exactas y naturales, pues aunque mucho se ha escrito sobre el carácter multi, inter y transdisciplinar que opera en el conocimiento social, todavía existe, en ciertos círculos intelectuales, la resistencia a admitir definitivamente este comportamiento. Las ciencias bibliotecológica y de la información, como disciplinas sociales, no han estado exentas de este fenómeno; la actualidad y vigencia del mismo en el desarrollo de éstas fue evidentemente uno de los factores que motivaron al Centro Universitario de Investigaciones Bibliotecológicas de esta Universidad, a dedicarle su Coloquio de Investigación del pasado año al carácter interdisciplinario de la investigación bibliotecológica. En este evento se analizaron, desde diferentes ópticas, la yuxtaposición de estas disciplinas con otras provenientes de las ciencias sociales, naturales y exactas, y como caso particular de estas últimas, la interacción reproductiva que las matemáticas han tenido con este campo del conocimiento.

Los resultados de esta interacción demuestran que el cultivo de las matemáticas en el fértil terreno de las ciencias bibliotecológica y de la información ha propiciado una excelente cosecha de leyes, métodos y modelos, a través de los cuales los bibliotecólogos, bibliógrafos, archivólogos, documentalistas y especialistas en información han podido revelar el comportamiento de fenómenos y regularidades imposibles de identificar sin este uso, entre los que se pueden mencionar: el impacto y la visibilidad de las fuentes de información; la concentración–dispersión de información que en ellas se presenta, el crecimiento y obsolescencia de estas fuentes; la productividad de los autores que las generan y el uso que éstos hacen de ellas.

En este sentido, la historia de la aplicación de los métodos y modelos matemáticos y estadísticos a las actividades bibliotecarias y de la información documental en la búsqueda de las regularidades anteriores, ha dejado una estela de resultados orientados a la formulación e interpretación de los fenómenos propios de estas actividades, los cuales han contribuido en forma sustancial no sólo a planificar, organizar, diseñar e implementar la labor bibliotecaria y los sistemas de información, sino que también han cooperado para desarrollar las bases teóricas en las que se sustentan, y por consiguiente a actualizar el lenguaje formal en las disciplinas científicas de este campo temático.

Un factor que ha propiciado la interacción de las matemáticas con las actividades bibliotecarias y de la información ha sido el creciente empuje que la computación ha tenido en todos y cada uno de los procesos y tareas que se realizan, y con ello las facilidades que esto otorga al desarrollo de investigaciones a partir del paradigma cuantitativo, debido a las posibilidades que tiene el uso de las técnicas de cómputo para el manejo, procesamiento y cuantificación de grandes volúmenes de información, lo que implica una mejora en los procesos de la investigación y por consiguiente aquellos relacionados con el uso de las matemáticas.

Pero la trascendencia del paradigma cuantitativo en las ciencias bibliotecológica y de la información no viene dada sólo por todo lo antes expuesto, sino por su estrecha relación con el paradigma cualitativo, y debido a que las unidades mensurables obtenidas en el comportamiento de una regularidad por sí sola no explican mucho; son, en última instancia, sólo la pauta para explicar y comprender un fenómeno que deberá esclarecerse a partir del paradigma cualitativo.

De este modo, el paradigma cuantitativo —originado en el pensamiento científico de la modernidad y fortalecido por el positivismo lógico, busca los hechos o causas sociales para la explicación (Erklärung) de la verdad, prestando escasa atención a los estados subjetivos, valiéndose de la medición penetrante, controlada y objetiva— ha sido considerado por muchos como un paradigma privativo de las ciencias naturales y exactas mientras que, en contraste el paradigma cualitativo, asociado a la fenomenología y la hermenéutica —interesado en la comprensión (Verstehen) de la conducta humana desde el propio marco de referencia de quien actúa, a través de una observación naturalista, sin control y subjetiva— estaba reservado a las ciencias sociales.

Pero esta división a ultranza ha quedado atrás, en la actualidad, en la mayoría de las ciencias en general, y en particular en las sociales y bibliotecológica y de la información, estas características extremas aparecen sólo como la preponderancia del paradigma cualitativo en las ciencias sociales y del cuantitativo en las naturales y exactas; sin embargo, en realidad lo que se observa es un acercamiento cada vez mayor entre los dos paradigmas para emerger como uno solo de la síntesis de los anteriores.

El estudio de objetos, cada vez más complejos, para resolver temas emergentes y de frontera en las ciencias bibliotecológica y de la información, que se relacionan con entornos y cuestiones tecnológicas en las cambiantes condiciones sociales, motiva la asociación de estos problemas con un viejo principio dialéctico en el que el objeto se define por sus relaciones y no las relaciones por la naturaleza del objeto. Por ejemplo, el estudio del documento como objeto altamente complejo, en la actualidad no está tan orientado a la naturaleza del mismo sino al hecho de que la explicación de su naturaleza se logra a través de sus relaciones con la tecnología, el ciberespacio, el mundo editorial, el entorno social donde se genera y los grupos sociales que lo usan.

Es precisamente al estudiar este tipo de objeto cuando el paradigma cuantitativo trasciende, mediante el estudio de las regularidades estadísticas que se dan al interior de estas relaciones, las cuales para su interpretación deberán ser complementadas con el paradigma cualitativo, síntesis a la que, al parecer, ya no escapa ninguna de las disciplinas científicas. En este sentido, la moneda está en el aire, les corresponde a los investigadores científicos en ciencias bibliotecológica y de la información asimilar esta realidad; es decir, no descartar el paradigma cuantitativo en la solución de problemas de investigación, simples o complejos; no defender desde posturas dogmáticas uno desde el otro, y entender que la magnitud de su trascendencia no radica en su aplicación aislada, sino en su insoslayable síntesis con el paradigma cualitativo.

 

Salvador Gorbea–Portal

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons