SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.37 issue1Effects of Sequential Aspects of Learning History author indexsubject indexsearch form
Home Pagealphabetic serial listing  

Revista mexicana de análisis de la conducta

Print version ISSN 0185-4534

Rev. mex. anál. conducta vol.37 n.1 México Jan. 2011

 

Obituario

 

Recordando a Daniel Theodore Cerutti (1956–2011)

 

Remembrance of Daniel T. Cerutti (1956–2011)

 

D. Moreno–Rodríguez

 

 

Daniel T Cerutti nació en Buenos Aires, Argentina, el 18 de Septiembre de 1956 y murió el 10 de enero de 2011 en los campos de la Universidad Estatal de California, East Bay. Hijo de un apreciado médico pediatra, el Dr. Eduardo Cerutti y Marilyn Baker de Cerutti (quien trabajaba como traductora), ambos de ascendencia italiana y escocesa respectivamente. Llegó a los Estados Unidos (Cleveland, Ohio) de Argentina a la edad de siete años de edad junto con sus dos hermanos Eduardo y Cecilia Cerutti.

El Dr. Cerutti se graduó primeramente en la Universidad de Maryland en Baltimore en el año de 1984. Posteriormente, realizó sus estudios de Doctorado en la Universidad de Temple en Philadelphia y obtuvo el grado de Doctor en Psicología Experimental en 1989. En ese mismo año y hasta 1991 trabajó como Investigador Asociado en el Institute for Disabilities Studies de la Universidad de Minnesota. De 1991 a 1993 fue Profesor Investigador en el Language Research Center en Georgia. En los cuatro años siguientes y con el mismo nombramiento, trabajó en el Departamento de Psicología del Davidson College. En 1998 fue profesor invitado en la Universidad de Magdeburg, Alemania y en ese mismo año, a su regreso a los Estados Unidos, se desempeñó como investigador en el Departamento de Psicología y Neurociencia en la Universidad de Duke en Carolina del Norte, en donde trabajó muy de cerca con John Staddon. En 2007 se trasladó con su familia al Este de los Estados Unidos, al estado de California, en donde trabajó como investigador en la Universidad Estatal de California, East Bay, hasta el último día de su vida.

Inició su actividad como docente desde que era estudiante de doctorado en la Universidad de Temple en 1987; ahí impartió cursos sobre Introducción a la Psicología, Aprendizaje y Cognición y fue instructor en los laboratorios de Aprendizaje y Condicionamiento así como Memoria Humana y Cognición. En los años posteriores sus cátedras las impartió en Lafayette College, Davidson College, Universidad de Duke y en la Universidad de California; éstas se centraron en las temáticas de Introducción a la Psicología, Métodos en Psicología, Aprendizaje y Cognición, Psicología General, Métodos de Investigación en Aprendizaje Animal, Métodos de Investigación en Aprendizaje y Conducta Adaptativa, así como Aprendizaje y Condicionamiento.

Formó parte del comité editorial de las revistas The Behavior Analyst; Journal of the Experimental Analysis of Behavior (JEAB); Journal of Behavior Analysis and Therapy; The Behavior Analyst; Revista Mexicana de Análisis de la Conducta, y más recientemente de la revista Behavior and Philosophy y como editor en lengua inglesa de la Revista Mexicana de Psicología. Asimismo participó como revisor invitado de las revistas Journal of the Experimental Analysis Behavior, The Psychological Record, Behavioral Processes y The Analisys of Verbal Behavior.

Sus primeras publicaciones fueron con Charles Catania (1986); pero sin lugar a dudas una de las que más impacto tuvo, fue aquella publicada en 1989 en JEAB, y cuyo título es Discrimination theory of rule–governed behavior, en donde plasma de manera ejemplar las características de la conducta gobernada por reglas en el contexto del control instruccional, y en donde resalta cómo las instrucciones de tipo verbal, cuando se combinan con otros estímulos discriminativos, producen nuevas respuestas y más complejas, sin necesidad de una exposición previa a contingencias directas.

En el campo de la Psicología dejó una huella imborrable. Sus investigaciones son una muestra de su creatividad y eterna curiosidad, interés y pasión por estudiar la conducta. Entre ellas destacan experimentos en superstición, lenguaje, elección, condicionamiento pavloviano, efectos de drogas en la genética y la conducta, en donde colaboró en el laboratorio del Dr. Edward Levin de la Universidad de Duke y al mismo tiempo fue colaborador e hizo acertadas contribuciones en el área de control temporal, junto con sus colegas John Staddon y Jeremie Jozefowiez en la Universidad de Duke. En 2007, a su llegada a la Universidad Estatal de California, el Dr. Cerutti estableció su propio laboratorio con peces (cíclidos y zebra) y pichones, haciendo estudios principalmente de aprendizaje y genética.

En cuanto a la diseminación de sus investigaciones. publicó en diversas revistas, entre las que destacan, Journal of the Experimental Analysis of Behavior, Contemporary Psychology, American Journal for Mental Retardation, Psychological Record, Journal of Neuroscience Methods, Journal of the Experimental Psychology: Animal Behavior Processes, Annual Review of Psychology, Behavioural Processs, Psychopharmacology, Physiology & Behavior, PsyCrit, Revista Mexicana de Análisis de la Conducta, y más recientemente con colaboradores mexicanos en la revista European Journal of Behavior Analysis. Dichas publicaciones se centraron principalmente en la investigación básica con animales y con seres humanos, así como en el análisis conceptual.

Desde 1998 hasta 2007, el Dr. Cerutti fue un gran colaborador del Dr. John Staddon con quien diseñó y realizó un gran número de investigaciones en el área de la conducta de elección y control temporal. Al mismo tiempo, creó modelos para explicar las fluctuaciones de la conducta en estudios de control temporal y sus aportaciones llevaron a nuevas alternativas para estudiar dichas fluctuaciones.

En últimos años junto con Ed Levin, un colega en la Escuela de Medicina de Duke, Dan ideó una serie de pruebas experimentales para evaluar los efectos de las drogas sobre el comportamiento del pez cebra, –mapa genético de dicho organismo ampliamente utilizado en la biología del desarrollo. Dan Cerutti también diseñó un procedimiento simple que mostró cómo el pez zebra es extremadamente rápido en una situación de condicionamiento pavloviano, una capacidad que antes solo se había demostrado en animales "superiores". Dan también fue la figura central en una serie de estudios que hicieron en la detección de minas terrestres. Él fue capaz de demostrar que los sujetos humanos pueden utilizar dos diferentes detectores, un detector de metal y un radar de penetración de tierra. Este trabajo es una contribución importante a la solución de un problema humanitario en todo el mundo.

Conocí a Daniel Cerutti en 1995 en Guadalajara en el evento Latini Diez, en donde Daniel fue invitado como conferencista, siendo sus trabajos: "Las reglas y las supersticiones de la conducta humana" y "Psicología, biología, el análisis de la conducta y la interpretación de la conducta compleja".

En el coctel de bienvenida, amenizado por el Ballet Folklórico de la Universidad de Guadalajara, un estudiante, quien años atrás había trabajado conmigo en el Centro de Estudios e Investigaciones del Comportamiento, se acercó y me dijo "él es Daniel Cerutti", Me sorprendí y le dije "....¿Daniel Cerutti, el que publica en el JEAB sobre conducta gobernada por reglas? y me contestó, "sí, el mismo...", yo seguía sorprendida. En ese momento iba acompañada de la Dra. Olivia Tena. Como en ese entonces trabajábamos juntas en dicha temática, teníamos un especial interés sobre el tema, amén de que ya habíamos leído algunos de sus trabajos. Así que nos volteamos a ver, como diciendo es una buena oportunidad y decidimos ir a platicar con él. Recuerdo que le dijimos, Hi, Dr. Cerutti, y nos presentamos. Hasta ese momento no sabíamos que él hablaba español y estuvimos conversando en inglés, pero después de un rato él intentó hablar en español y comentó, mi español es muy malo; y entre nuestro inglés y sus intentos por hablar español, se inició una muy buena amistad.

Al año siguiente (1996), Daniel Cerutti estuvo por un mes como profesor invitado en la Facultad de Estudios Superiores Iztacala, en donde impartió un seminario sobre Conducta Gobernada por reglas. Pero su estancia más larga en México fue en 1997, año en el que como profesor invitado, trabajó durante tres meses con el grupo de investigación de Procesos Selectores y Substitutivos, del Proyecto de Investigación en Aprendizaje Humano de la Facultad de Estudios Superiores Iztacala. Durante su estancia impartió un seminario sobre "Desarrollo de lenguaje y aprendizaje" y fue invitado también por la Universidad de Guadalajara, en donde impartió un curso sobre "Estudios Comparativos de aprendizaje espacial".

En 1997 por segunda ocasión nos visitó, todavía recuerdo las tardes en mi casa filosofando acerca del futuro de los conductistas; pero sin lugar a dudas algo que realmente me cautivó de Daniel Cerutti, fue aquella entrevista que le hizo el Maestro Luis Zarzosa, en donde habla acerca de su trabajo y experiencias con Catania y Hineline. Aquí un extracto de dicha entrevista:

"...recuerdo muy bien el día en que llegué a su oficina de la Universidad de Maryland, lo esperé y le dije: yo soy Daniel Cerutti, y quiero tener una clase contigo, y platicamos y se dio cuenta que yo sabía sobre análisis de la conducta y entonces me invitó a un seminario de graduados. Poco después me invitó a trabajar a su laboratorio. Catania, realmente fue el que me enseñó a hacer un experimento, me enseñó a cuidar animales, y me enseñó cómo mirar los datos. Durante tres años consecutivos nuestra rutina incluía vernos cuatro veces por semana. Él era un investigador muy cuidadoso y revisábamos los datos todos los días, él quería saber todo lo que había pasado, y aprendí muchas cosas de él..."

"... Catania, también me enseñó mucho acerca de cómo presentar datos, cómo hacer una figura y cómo escribir, y en especial, Catania me enseñó cómo editar mis trabajos, cómo tratar de crear una audiencia para las cosas que tú escribes; esa es una de las cosas más difíciles: escribir. Y también aprendí mi filosofía como investigador, que el laboratorio es la cosa principal, el lugar en donde uno realmente encuentra cosas y es mirando la conducta, es mirando lo que hace el animal, de modo que realmente soy más estudiante de él que de otra persona..."

"...Mi asesor de doctorado fue Hineline en Temple University. Hineline es una cosa muy especial, él es más filosofo del análisis de la conducta y es un contraste muy grande con Catania. Catania es más experimentador, y el problema con Hineline, es que en la época que trabajaba con él, había ganado mucha atención y era editor del JEAB y era un trabajo muy grande, así que realmente no lo vi mucho en el trabajo de doctorado, pero eso fue una cosa buena, porque yo hice lo que me gustaba y él siempre miraba mis trabajos y decía: 'está bien'; con Hineline más bien tuve que aprender por ensayo y error; no como con Catania, que te guiaba mucho. Hineline me dio mucha libertad y muchas publicaciones, pero tuve muchos fracasos, y eran fracasos que yo tenía que entender a partir de analizar los errores que había cometido y que él no podía evaluar, ya que en esa época él tenía una gran carga de trabajo..."

Otro de los aspectos abordados en esa entrevista, fue su experiencia como revisor de artículos para diversas revistas.

"...Mi primera experiencia revisando artículos fue con Hineline. Él sacaba copias para sus estudiantes y nos preguntaba qué nos parecían los artículos, y nosotros escribíamos nuestros comentarios. Y recuerdo mucho eso, porque aprendía mucho de él, especialmente cómo leer un artículo. Lo que hacíamos como estudiantes era matar a los autores —artículo–, y éramos muy crueles y Hineline comentaba 'tienen que buscar las cosas buenas y tratar de ayudar al autor, para que arregle esas cosas y las presente de una manera mejor para la audiencia, y así es como deben mirar el trabajo'. Y entonces yo me dije: eso es una buena idea, y a partir de entonces, no traté de destruir, más bien construir. Y esa fue mi primera experiencia..."

continua.....

"...Y de repente, me invitaron a ser revisor, no sé por qué, en Behavior Analyst. En esta revista se publican artículos más descriptivos y más teóricos, y eso vino después de que publiqué en JEAB un artículo sobre Conducta Gobernada por Reglas, y en ese momento traté de seguir la filosofía de Hineline, de ayudar a los autores, y eso, a los editores les gustaba mucho, siempre trataba de encontrar una manera de mejorar el trabajo del autor, porque yo sé que es muy difícil, producir un artículo ..."

"...Poco después me invitaron a ser revisor en JEAB, porque había publicado dos artículos ahí mismo, eso me sorprendió porque era muy joven, pero también me asustó mucho, porque llegan muchos artículos que están fuera de tu especialidad. Me ayudó mucho y aprendí mucho; porque cuando llega un artículo, debes leer la literatura relacionada, debes enterarte de los procedimientos y ver si están bien, aprendí mucho de psicología haciendo eso, y también era una oportunidad para saber qué decían los otros revisores. Ya que el editor te envía los comentarios de los otros revisores..."

Creo que una de las mayores aportaciones de Daniel Cerutti, a la comunidad de psicólogos de la FESI, fue su conferencia acerca de cómo publicar. Recuerdo que la inició diciendo:

"...la ciencia tiene modas, es como una fiesta, si no te vistes bien, la gente no platica contigo, la ciencia es así. Uno debe tener mucha sensibilidad, porque si uno no se presenta de manera adecuada en una revista, entonces van a decir: 'esta persona se viste mal, no la queremos en nuestra revista'..."

"...debes conocer a tu audiencia, cuando eliges una revista, debes conocer el estilo de las publicaciones y entonces verás que las publicaciones tienen un estilo de presentarse; y eso se logra leyendo la revista muy cuidadosamente. Vas a publicar en la revista que está más representada por tus citas, si tienen muchas citas del JEAB, entonces tu audiencia es correcta, esa es la revista. Si tienes muchas citas de la Revista Mexicana de Psicología entonces, debes mandar tu trabajo ahí, si cruzas esa línea, es probable que tengas un problema....Y claro, otra cosa también importante es que debes tener buenos datos, y que hay algo que decir, a esa comunidad en ese momento. .. Esa audiencia va a tener criterios de prueba, criterios para decir si se encontraron efectos psicológicos y si esa variable que se manejó tuvo un efecto, y es ahí donde fallan muchos experimentos, es decir, muchos experimentos no son sensibles a los requisitos de una audiencia..."

"...Después de que muestras el efecto, debes tener una actitud retórica, es cosa de retórica, es cosa de convencer a tu audiencia de que tienes algo bueno y que lo has explorado de una manera adecuada..."

El Dr. Daniel Cerutti era realmente un intelectual y artista. Su creatividad infinita lo llevó a crear arte en pinturas e impresiones hechas primero en madera. Él adoraba trabajar la madera e incluso diseñó y creo muebles cuando era solamente un adolescente. Desde entonces, sus maestros notaron en él un don artístico y de creatividad. Sus pinturas eran principalmente de figuras humanas. Aun cuando su pasión por la pintura estuvo siempre con él, su auge y dedicación fue mayor cuando sólo contaba con 19 años, aunque cabe destacar que su talento fue notorio desde muy temprana edad, a los 4 años. Esta dedicación se vio un poco disminuida, mas no olvidada, al encontrar su pasión y vocación por la Psicología a la edad de 22 años. De ahí su creatividad lo llevó a diseñar aparatos para realizar experimentos de aprendizaje con animales de todo tipo, como roedores, peces, aves y monos. Asimismo, realizó experimentos de genética con peces zebra.

Daniel Cerutti era un hombre ejemplar, un verdadero pensador y filósofo, era el tipo de investigador que ya no se encuentra en esta era moderna. No sólo diseñando y teniendo ideas para sus experimentos, sino creando nuevas formas de aparatos para medir y recolectar datos. Al mismo tiempo, creando modelos que mejor explicaran la conducta, la cual era una de sus pasiones más grandes. A últimas fechas, estaba recopilando ideas propias para dos libros: Un libro de texto de Metodología, para lo cual ya tenía pláticas y entrevistas con su editor; y otro acerca de "Inteligencia y genética", temática donde también contaba con un conocimiento amplio. El incansable Dr. Cerutti siempre tenía en mente un nuevo proyecto, una nueva idea para un experimento, un nuevo experimento. Su pasión por ello, lo llevó a realizar y colaborar en múltiples experimentos en diferentes ramas de la Psicología, la Biología y la Genética con destacados investigadores en las Universidades de Maryland, Duke y la Universidad del Estado de California en la Bahía (Eastbay). Su familia lo compara a un Leonardo Da Vinci por su creatividad y gran inteligencia.

Como profesor en las diferentes Universidades en las cuales enseñó, siempre dejó una huella imborrable en sus alumnos, quienes lo recuerdan con cariño, respeto y gran admiración; teniendo siempre tiempo para aquellos alumnos que mostraban dificultades, pero al mismo tiempo interés por seguir adelante. Su creatividad para la enseñanza, lo llevó a diseñar su propia cátedra y su propia manera de evaluación, la cual —según sus propias palabras– lo hacía para ahorrar tiempo a la hora de dar notas. La justicia en este ámbito no se hizo esperar y fue siempre calificado como el mejor maestro de Psicología en la Universidad de Duke y La Universidad Estatal de California (Eastbay), siendo en esta última galardonado en el año 2010.

Sus secretos para sus colegas se centraban en su creatividad, ya que ésta iba más allá de la Psicología. Sin embargo, su modestia no lo dejaba externar la gran persona que era. Su creatividad infinita la llevó hasta la cocina, la cual era otra de sus pasiones. Secretamente siempre investigaba con comida, creando diferente tipos de panes haciéndolos altamente nutritivos y deliciosos a la vez. Su perfeccionismo lo llevó a mejorar la verdadera pizza italiana y enseñó a su hijo todas esas clases de trucos.

Otra pasión del Dr. Cerutti fueron los aviones. Desde muy temprana edad diseñaba modelos de aviones, los cuales luego construía y los hacía volar. En una ocasión cuando contaba alrededor de 12 ó 13 años, ganó un premio en Cleveland Ohio, por la creatividad de su avión. Él disfrutaba al diseñar modelos de aviones y armarlos y no contento con eso, a la edad de 17 años creó su propia compañía para diseñar aviones sobre pedido. Él sabía todos los nombres de todos los aviones, los años, e incluso quienes los habían creado. Él y su familia comenzaron a tener una tradición de ir cada año a las carreras de aviones en Nevada como regalo de su cumpleaños.

Su pasión por la lectura lo llevó a explorar desde sus años adolescentes la literatura latinoamericana; conociendo obras importantes como las de Borges y García Márquez, entre otros. Esta curiosidad también lo condujo a interesarse por las culturas precolombinas y se hizo un conocedor de las culturas azteca y maya.

Cuando llegó a la ciudad de México, quedó encantado con el arte, creatividad e ingenio mexicanos y quedó enamorado tanto de la comida mexicana como de su cultura antigua. Del mismo modo, quedó fascinado con todas las ruinas e historia que pudo explorar en sus visitas a México. Sus comidas mexicanas favoritas eran la yucateca y la oaxaqueña. Sus ciudades favoritas eran Mérida y Oaxaca, y siempre hablaba de lo bien que la pasaba en México y de las múltiples aventuras que vivió y disfrutó aquí y al mismo tiempo enfatizaba las maravillas que México había aportado al mundo, a tal grado que con su plática, motivaba a las personas para que visitaran México. Cabe mencionar que en una de sus múltiples aventuras por los alrededores de la ciudad de México, en el año de 1997 quedó fascinado con las ruinas de Xochicalco, Morelos; las cuales siempre consideró como una de sus favoritas. La última vez que visitó nuestro país fue en noviembre del año 2007, en donde dictó una conferencia en el XVIII Congreso Mexicano de Análisis de la Conducta, el cual se llevó a cabo en Xalapa, Veracruz.

Daniel Cerutti, calificado por muchos como un "tipazo", por su exquisita educación, por su talento, amabilidad, creatividad y tantas otras cosas, será recordado durante largos años. Le sobrevive su esposa Rosa María Larios Bonequi, una mexicana que lo amó y sigue amando, Manuel su hijo adoptivo y Gio, ese pequeño de nueve años que era su adoración y que heredó la creatividad de su padre en muchos sentidos.

Daniel Cerutti, sos malo (una de sus frases favoritas), por haberte ido prematuramente.