SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.58 número6Hacia la implementación de un modelo de trabajo colaborativo en cuidados paliativos pediátricos para países vecinosLos criterios de elegibilidad actuales del Seguro Popular para recibir tratamiento para el virus de la hepatitis C índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • No hay artículos similaresSimilares en SciELO

Compartir


Salud Pública de México

versión impresa ISSN 0036-3634

Salud pública Méx vol.58 no.6 Cuernavaca nov./dic. 2016

http://dx.doi.org/10.21149/spm.v58i6.7872 

Cartas al editor

Cursos virtuales de medicina basada en evidencias

Diego Urrunaga-Pastor, Est Med Hum1  2 

Alvaro Taype-Rondan, MC3 

1 Facultad de Medicina Humana, Universidad de San Martín de Porres. Lima, Perú. diego_urrunaga@usmp.pe

2 Sociedad Científica de Estudiantes de Medicina de la Universidad de San Martin de Porres. Lima, Perú.

3 CRONICAS Centro de Excelencia en Enfermedades Crónicas, Universidad Peruana Cayetano Heredia. Lima, Perú.

Señor editor: La medicina basada en evidencias (MBE) es definida como el uso consciente, explícito y juicioso de la mejor evidencia científica disponible para la toma de decisiones sobre los pacientes.1 Este término ha cobrado popularidad en los últimos años y se ha posicionado como una de las tendencias más aceptadas para la práctica médica.

Para que un médico pueda realizar la MBE necesita reunir distintas competencias como la búsqueda bibliográfica, lectura crítica (tanto metodológica como estadística) de artículos científicos y razonamiento clínico para brindar al paciente el mejor cuidado de acuerdo con la evidencia encontrada.2

Lamentablemente, es posible que muchos médicos no desarrollen adecuadamente estas competencias debido a la escasez de capacitaciones al respecto. Este problema puede estar sucediendo en Latinoamérica, donde se han encontrado deficiencias en relación con la enseñanza de temas de investigación durante la formación médica.3

Una alternativa para afrontar este problema es el uso de cursos virtuales, a los cuales cualquier persona puede acceder mediante internet. Estos cursos hacen uso de herramientas audiovisuales como videoclases, audios y foros interactivos, entre otras. En la actualidad se han creado plataformas con el apoyo de prestigiosas universidades, que permiten el acceso a estos cursos.

Debido al potencial de los cursos virtuales para brindar a los médicos los conocimientos necesarios para aplicar la MBE, elaboramos una lista de éstos sobre el tema. Para ello, realizamos búsquedas sistemáticas en las plataformas web más populares de cursos virtuales (Coursera, EDX, Future Learning, Canvas Network, UniMOOC, MiríadaX), así como en el buscador Google. Para ello, utilizamos los términos clave: medicina basada en evidencia, evidencia médica, guías de práctica clínica, guías de manejo clínico, lectura crítica, búsqueda bibliográfica, búsqueda de evidencia, razonamiento clínico, revisiones sistemáticas, medicina personalizada, y sus correspondientes traducciones al inglés.

Se hallaron 18 cursos que trataron sobre algún componente de la MBE, de los cuales nueve fueron respaldados por universidades de Estados Unidos y seis por universidades de Europa. Diez cursos utilizaron videoclases, mientras que los otros ocho cursos utilizaron solamente lecturas. Un curso presenta su contenido en castellano y otro posee subtítulos en este idioma. A excepción de un curso, los demás son brindados de forma gratuita; sin embargo, para obtener la certificación, en seis de ellos se debe pagar una cantidad promedio de 50 dólares (Cuadro I).

Cuadro I Cursos virtuales de medicina basada en evidencias encontrados (n=18) 

Los cursos virtuales han demostrado ser herramientas útiles para facilitar la enseñanza de diversos temas, de manera masiva y a bajo costo, lo que representa grandes ventajas respecto de la enseñanza tradicional.4 Sin embargo, observamos que existe una barrera idiomática para que los médicos hispanohablantes puedan acceder a estos cursos de MBE. Por ello, resulta recomendable que las entidades pertinentes hagan el esfuerzo por crear cursos virtuales en español o traducir los ya existentes sobre MBE. Asimismo, consideramos que las escuelas de medicina que tengan dificultad para implementar cursos sobre MBE podrían utilizar estos cursos virtuales con dicho fin.

Referencias

1. Evidence-Based Medicine Working Group. Evidence-based medicine: a new approach to teaching the practice of medicine. JAMA 1992;268(17):2420-2425. http://doi.org/d67x5vLinks ]

2. Hopayian K. Práctica médica basada en la evidencia: ¿qué deberíamos enseñar y cómo deberíamos enseñarlo? Evid Act Pract Ambul 2013;16(3):82-83. [ Links ]

3. Mayta-Tristán P, Cartagena-Klein R, Pereyra-Elías R, Portillo A, Rodríguez-Morales AJ. Apreciación de estudiantes de medicina latinoamericanos sobre la capacitación universitaria en investigación científica. Rev Med Chil 2013;141(6):716-722. http://doi.org/bmw7Links ]

4. Wiecha J, Heyden R, Sternthal E, Merialdi M. Learning in a Virtual world: experience with using second life for medical education. J Med Internet Res 2010;12(1):e1. http://doi.org/fn2799Links ]

Creative Commons License Este es un artículo publicado en acceso abierto bajo una licencia Creative Commons